Los perros pueden sentir nuestra tristeza

Un estudio de la Universidad de Goldsmiths, de Londres, llevado a cabo por su departamento de psicología realizó una serie de ensayos controlados para evaluar la respuesta de los perros ante las emociones humanas y los cambios en sus estados, con el objetivo de dilucidar la capacidad de estos animales de sentir el dolor y tristeza de sus amos y si respondían de alguna manera frente a él.

En las pruebas participaron más de 18 perros de diferentes razas y edades, en las que fueron expuestos a tres tipos de estímulos diferentes ,que no duraban más de medio minuto, entre ellos había una persona llorando, una haciendo un zumbido y otra conversando.

Frente a los dos últimos estímulos reaccionaron con curiosidad e indiferencia respectivamente, mientras que apenas sintieron los sonidos de la persona llorando reaccionaron inmediatamente buscando algún tipo de contacto físico bajo una actitud sumisa, es decir buscando cariño para mitigar el dolor a través de caricias y mimos.

 

Frente a esto el estudio logró concluir que la mayoría de los perros respondió de forma empática frente al llanto de los humanos y realiza intentos para consolarlo. No sólo se llego a esta respuesta por tratarse de los dueños de dichas mascotas, ya que ellos reaccionaron de la misma forma frente a completos desconocidos.

Por lo tanto podemos confirmar que los perros están atentos a nuestras emociones y debido a la cercana convivencia pueden llegar a comprenderlas,  sienten nuestro dolor y desarrollan diferentes estrategias para intentar mitigarlo, la principal corresponde al contacto físico, es decir intentan animarnos a su manera.

 

 

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *